¿Cómo saber si una Sandía está buena?

[adinserter block=»1″]

La sandia, una fruta deliciosa y jugosa que además es muy beneficiosa para la salud. La puedes consumir en su manera natural, en jugos, batidos o si deseas también en ensaladas. Esta fruta es perfecta para los días de calor, debido que es muy refrescante.

Para que una sandía resulte ser verdaderamente dulce y jugosa, debe tener las condiciones perfectas de madurez. Sin embargo, esto no es algo tan fácil de saber, pues casi todas poseen una aprecia muy similar, por eso muchos se preguntan ¿Es posible saber si una sandía está buena? Afortunadamente si es posible, así que presta mucha atención, pues en adelante descubrirás las características de una buena sandia.

mujer identificando una buena sandia

[adinserter block=»7″]

¿Cómo saber si una Sandía está buena sin abrirla?

Si tienes mucho calor y necesitas comer algo refrescante, dulce y sabroso, la sandía será tu mejor opción. Esta fruta además de hidratar tu cuerpo rápidamente y renovar tus energías, te aportará una amplia variedad de vitaminas y minerales. Pero ¿Cómo elegir una buena sandía, sin tener que abrirla? A continuación, te diremos los aspectos que debes tener en cuenta.

[adinserter block=»1″]

Color

Una sandía con un color uniforme es muy buena, pero las mejores son las que tienen una mancha amarilla. La razón por la que esta mancha está presente es porque ha sido dejada en el suelo para que madurara naturalmente bajo el sol, esta mancha también es conocida como “mancha de tierra”. Ahora bien, si notas que la sandía posee manchas de color blanco o negro no está en buen estado.

Peso

Para saber si una sandía esta buena es esencial que esta pese mucho más de lo que aparenta. Debe ser así, pues la sandía contiene 92% de agua, por eso, cuanto más pese más jugosa y dulce será. Pero si notas que no pesa mucho, de seguro está seca y es menos jugosa.

Forma

Aunque parezca un aspecto menos importante, la forma de la sandía es una característica que se debe tener en cuenta al momento de seleccionar la mejor de todas. Una buena sandia por lo general tiene una forma homogénea, no importa que redonda o alargada. Cuando la sandía tiene forma uniforme significa que ha recibido la luz y el agua suficiente para su buen desarrollo, por lo tanto, su textura, sabor y aroma resultan ser mejor.

[adinserter block=»1″]

Trucos para saber comprar una Sandía buena

sandia buena

Puede parecer difícil saber si una sandía está buena sin tener que abrirla, pero en realidad no es así, pues existen trucos efectivos para distinguir rápidamente una buena sandia. De esta manera no perderás tu tiempo ni tu dinero comprando una sandía insípida y poco jugosa.

También puede interesarte:  Cómo saber si una miel es pura: los mejores métodos para garantizar su autenticidad
[adinserter block=»1″]

Los trucos que puedes aplicar son los siguientes:

Da suaves toques en la corteza

Este es el clásico truco para saber si una sandía está buena. Solo consiste en dar unos pequeños toques con tus nudillos en la corteza de la sandía. Si al hacerlo se produce un sonido seco y profundo es indicativo de la fruta está en perfectas condiciones para ser consumida.

Tómala con firmeza

La sandia es una fruta de corteza dura, por lo tanto, no debes tener miedo de que se rompa al tomarla firmemente. Por el contrario, hacerlo te ayudará a distinguir los rasgos de una buena sandia. Si notas que esta tiene partes blandes, es posible que se haya aboyado por mala manipulación, por tanto, no será una buena elección.

Busca el punto de color amarillo

Aunque las sandias por naturaleza son de color verde, algunas poseen una mancha no muy grande de color amarillo. Esto no es un mal indicativo, por el contrario, muestra que la fruta se ha madurado con el tiempo y las condiciones adecuadas.

Estos son algunos de los trucos que te serán de utilidad para escoger una sandía dulce y jugosa. Aplícalos y veraz que no fallaran. Además de esto, en adelante también te diremos las características de una sandía en mal estado.

[adinserter block=»1″]

5 identificativos para saber si una sandía es mala

La sandía es una fruta que no madura una vez que ha sido recolectada, por eso, es esencial asegurarnos de que está en su punto. Pero además es importante conocer las características de una mala sandía, de esta forma podrás saber lo que debes evitar en ellas.

Estos son los 5 identificativos para saber si una sandía es mala.

[adinserter block=»5″]

Su peso es ligero

Las sandias poseen un alto contenido de agua, por eso suelen ser algo pesadas. Si al tomar una sandía sientes que no pesa mucho, es posible que no haya recibido la cantidad de agua suficiente durante su cultivo y que por lo tanto se encuentre seca en su interior.

Textura blanda

La textura blanda en la corteza de la sandía es un mal indicativo, pues puede que se haya estropeado al momento de su transporte o también que se esté dañando. Cuando una sandía está buena su corteza es dura, para saberlo debes tocar cada parte de ella, de esta manera te cercioraras de que no presenta partes blandas.

Forma irregular

Una buena sandia puede ser redonda o alargada, lo importante en este sentido es que su forma se encuentre totalmente uniforme. Si al comprar una sandía observas que algunas no poseen forma homogénea, es posible que no hayan recibido luz y agua de forma correcta, por lo tanto, no son una buena opción de compra.

Sonido suave al dar toques

Los vendedores de frutas dan suaves toques a las sandias para comprobar de que se encuentren en perfectas condiciones para la venta. Tú también puedes hacer lo mismo, solo tienes que dar pequeños golpecitos con tus nudillos, si se produce un sonido tosco y profundo la sandía es buena, pero si el sonido apenas se escucha, la sandía es de mala calidad.

También puede interesarte:  Como identificar la fecha de caducidad de un producto: Todo lo que necesitas saber

Aspecto brillante

En la publicidad de frutas se tiende a favorecer a las frutas brillantes, pues generalmente son las más sabrosas. Pero en el caso de las sandias no es así, debido que las mejores son las que presentan poco brillo o un tono opaco en su corteza. Si una sandía es muy brillante aún no ha culminado su periodo de madurez.

[adinserter block=»1″]

Cómo saber si una sandía está madura

La sensación de morder una sandía perfectamente madura es sumamente satisfactoria. La textura es perfecta y sus dientes se hunden directamente en ella sin que se sienta blanda. Una sandía madura nunca debe estar blanda sino firme. También debe ser sabrosa y roja.

Todos sabemos que esas partes blancas del interior cerca de la corteza no son muy sabrosas. Son tan insípidos porque no maduraron completamente.

Si obtienes una sandía que no está completamente madura, entonces habrá mucho blanco una vez que la abras ¿Cómo saber cuándo está madura la sandía? Es posible que no tenga que esperar para abrir la sandía. Si lo hiciera, entonces sería un asunto impredecible cuando se trata de comprar sandías.

Afortunadamente, hay una manera de saber cuándo la sandía ha madurado completamente y si está buena para comer. No tiene que simplemente adivinar y esperar lo mejor, y le diremos cómo saber cuándo una sandía está madura en cualquier parte que desee comprarla.

[adinserter block=»7″]

Si compras una sandía que no está completamente madura, cuando la abras, estará más blanca de lo que debería ser. Todavía tiene que madurar, pero tú lo has abierto.

Esas son malas noticias, porque eso significa que la sandía no se mantendrá buena por tanto tiempo. Ha acortado su vida útil al abrirla, y si intenta congelarla, aún se encuentra con el problema de que la sandía no madura de manera oportuna.

Congelar la sandía ralentiza las enzimas y el proceso de crecimiento, por lo que la sandía no madurará como debería en el congelador. Debe dejarlo afuera para que termine de madurar.

Cómo detectar una Sandia madura

Hay algunos signos reveladores que debe buscar, y una vez que los conozca, no tendrá que gastar su dinero en una sandía demasiado madura o poco madura nunca más.

El tallo

Revisa el tallo para ver si es verde o marrón. Si hay un poco de tallo adherido, el color indica qué tan recientemente se recogió y te da un indicador de qué tan madura está la sandía.

Los tallos verdes y duros te dicen que esta sandía fue recién arrancada. Un tallo marrón indica un período de tiempo más largo entre el momento en que se recogió y el momento en que lo encontró en la tienda o en el mercado.

También puede interesarte:  ¿Cómo saber si un Aguacate está Malo?

El sonido

También puedes saber si una sandía está madura tocándola y escuchando el sonido. Si escuchas un sonido sólido, el melón todavía está tratando de madurar.

No lo abras todavía, porque todavía necesita algo de tiempo. Si hace un sonido ligeramente hueco cuando lo golpeas, entonces el melón está maduro.

La textura

Una piel suave indica una sandía más nueva que podría no estar madura todavía. Cuanto más suave sea la piel, es probable que la sandía esté menos madura. Una sandía desgastada tiene algunos tonos diferentes, con áreas más claras y más oscuras. Esto se debe a la exposición al sol e indica una sandía más madura.

Peso

Una sandía madura se siente pesada para su tamaño. No importa cuán grande o pequeña sea la sandía, si está madura, tendrá peso. Las sandías sin madurar se sentirán livianas y esta es probablemente la forma más fácil y rápida de saber si una sandía está madura y lista para comer.

El método que utilices para determinar la madurez no debería requerir una clase magistral ni años de experiencia. Debe ser simple y fácil. De lo contrario, no es una medida muy eficaz para detectar la madurez. En el caso de las sandías, el método es tan sencillo como cogerlas con las manos.

¿Cuánto tardan las sandías en madurar?

[adinserter block=»1″]

Si planeas plantar y vender sandías, ¿Cómo saber cuándo está maduras? Crecen cada vez más y puede ser difícil saber a simple vista o con una inspección superficial que la sandía está madura o no.

Puedes observar los efectos de la intemperie y del sol en la sandía. Una sandía típica tarda unos 80 días en pasar de ser una plántula a una sandía completamente madura y comestible, pero se puede saber sin tener que contar los días si la sandía está madura o no.

Solo busca decoloraciones que muestren que el sol ha desgastado y desteñido la sandía. Este es un buen indicador de que la sandía ha estado al sol por un tiempo y está alcanzando una edad madura.

[adinserter block=»6″]

También puedes levantar la sandía con las manos, sin arrancarla. No es una buena idea arrancar una sandía a menos que estés completamente seguro de que está madura. Si la arrancas demasiado pronto, perjudicarás su vida útil y su viabilidad. Seguirá siendo bueno por un tiempo, pero no tanto como si la hubieras dejado crecer y madurar.

Cultivar tus propias sandías puede ser muy gratificante, pero puedes arruinar una cosecha de sandías si las cosechas demasiado pronto.

Es fácil entusiasmarse con tu campo y cómo se está desarrollando, pero no te apresures a recoger la cosecha y termines recogiendo algunos de los alimentos demasiado pronto. Es mejor tomarse su tiempo e inspeccionar cuidadosamente cada alimento antes de sacarlo.

Tampoco querrás dejar la sandía por mucho tiempo plantada. Se convertirá en una presa demasiado madura, blanda y fina para las aves y otras criaturas. Cógela antes de que empiece a echarse a perder y se vuelva blanda para que puedas disfrutarla.

Estate atento a las sandías que parecen estar cerca de la madurez. Estarán listas para arrancarse pronto y deben quitarse del huerto antes de que se dañen o sean devorados por aves y otros animales.

[adinserter block=»1″]
Compartir Artículo

Deja un comentario