Como saber si un anillo es de oro

El oro es de los metales más valiosos que existen y ello lo sabe el ser humanos desde hace milenios. No solo se trata de la belleza evidente que el elemento tiene, sino de sus propiedades que vienen tan bien en una variedad grande de procesos.

Pero como se trata de un metal tan costoso, no es raro que haya falsificaciones a pedir de boca creadas con el fin de intentar estafar a los más incautos. Para ser sinceros, reconocer el oro real del falso oro no es tan sencillo. Por tal motivo, aquí te indico que debes hacer para saber si un anillo es de oro.

Como saber si un anillo es de oro
Cómo saber si un anillo es de oro

Los que veras a continuación son tan solo algunos de los mejores métodos con los que determinar si tu anillo de oro o cualquier otra pieza de este material es real. No te deshagas de esa pieza de oro sin conocer su valor verdadero.

1.- Observa si tiene una marca

La mayor parte de las joyas de oro que se han creado desde los años 50 en adelante tienen un marca identificativa que hace mención a la pureza de la pieza. No es garantía de nada, pero resultaría bastante satisfactorio que tu anillo tuviese una pequeña marca interior donde indicase de cuantos quilates es la pieza.

2.- Puedes intentar morder

Aprovechando el hecho de que el oro es un metal blando, algunas personas proceden a morder tan solo un poco la pieza que se cree que es de oro para comprobar si en efecto es del material.

Se esperaría que en caso de que fuese oro, el metal mostrase algunas hendiduras chicas indicativas de su blandura. No obstante, ten en cuenta que se han desarrollado métodos mediante los que se pueden bañar otros metales blandos con oro para estafar.

3.- Intenta con un imán

Por naturaleza, los imanes van a atraer objetos de hierro y nada más. Este es un efecto que se puede aprovechar, relacionado con el hecho de que la mayor parte de las falsificaciones de oro se hacen con materiales ferrosos o al menos parte de estos.

Pero tienes que tener en cuenta que para que la prueba sea efectiva debes trabajar con un imán potente. Un poderoso imán como los de neodimio podrá indicarte si trazas, aunque sean mínimas de hierro en la composición de ese anillo cuya integridad deseas verificar.

4.- Utiliza cerámica sin vitrificar

Este material tiene particulares reacciones que se notan cuando se frota una pieza de oro contra sí. La idea es que procedas a frotar el anillo contra la cerámica y te mantengas atento a las reacciones que rápidamente vas a poder ver en la propia cerámica.

Una pieza de oro completamente genuina va a dejar una marca de color dorado en muy poco tiempo. Por el contrario, marcas negra o incluso de colores distintos a los anteriores pueden ser indicativos de que se trata de una pieza que no es realmente de oro como te imaginas.

5.- El ácido nítrico es efectivo

Ciertamente no es del todo recomendable que una persona que no sea profesional manipule esta sustancia. Sin embargo, no es tan difícil de conseguir y por ende puedes realizar la prueba cuando lo necesites. Lo que se necesita es poner el anillo en un contenedor de acero inoxidable y soltar sobre si una gota del ácido en cuestión.

Las reacciones diversas son indicativo de la variedad de resultados que pueden suscitarse. Si se pone de color blanco, quiere decir que se trata de plata bañada en oro. Al ponerse de color verde identifica la presencia de metales que no son plata con baños de oro. La reacción esperada es ninguna en absoluto, ya que si se pone de color dorado hace mención a una pieza de latón cubierta de oro.

6.- La piedra de toque

Se trata de uno de los métodos más certeros con los que se llega a determinar la autenticidad de todo tipo de joyas de oro. Generalmente lo hacen los joyeros profesionales, principalmente por la dificultad de conseguir los compuestos químicos con los que se hace el “revelado”.

Sucede que se tiene que contar con una piedra que tenga algo de porosidad, una piedra especial. En esta se tiene que frotar tan solo un poco el anillo y posterior a ello se debe agregar los compuestos químicos mencionados. El resultado esperado es que al agregar dichos químicos deje intactas las partículas de oro pegadas a la piedra pero desaparezca cualquier otra cosa.

7.- El limón para el exterior

Cabe la posibilidad de que una prueba para comprobar si el exterior de una joya es de oro sea más que suficiente para ti. Si ese es el caso, ten la certeza de que una prueba con algo tan sencillo como limón va a ser suficiente para saber eso.

Exprime una buena cantidad de limón en la joya, déjala ahí durante unos pocos segundos y procede a secar cuidadosamente con un pañuelo de tela blanco. Lo ideal sería no conseguir manchas de ningún tipo, pero si las hay lamento informar que ni siquiera el exterior de tu joya es de oro.

8.- Si quieres arriesgar, el fuego es la solución

Una de las razones por las que el oro es tan popular tiene que ver con que no pierde ninguna de sus características de belleza aun cuando se le somete a altas temperaturas.

Sabiendo esto, si después de poner el anillo en el fuego durante poco tiempo la pieza solo se calienta sin sufrir ningún daño se trata de oro puro. Si por el contrario este anillo se deteriora de cualquier forma solo se trata de un bañado o enchapado.

9.- Simplemente observa

Puede que lo único que haga falta para que determines si ese anillo es de oro verdadero es una observación profunda de la pieza. Ten en cuenta que el oro no se oxida, ni tiene partes que vayan a cambiar de tono o color. Alguna de estas señales por más chicas que sean debe ser para ti una señal de alarma.

Compartir Artículo

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.