Cómo saber la Edad de un Gorrión

Para saber la edad de un gorrión existen algunos métodos definidos por expertos o conocedores de estas aves tan extendidas en el mundo. Conoce en este post cómo puedes averiguar el tiempo de vida de uno adulto o bebé.

Distinguir características de un gorrión

Cómo averiguar la edad de un pardal adulto

Los gorriones o pardales comunes pueden identificarse realizando un pequeño análisis visual de su aspecto. Detalles como su contextura, las características de su pico y el color de su plumaje.

Estas pequeñas aves originarias de Euroasia y del Norte de África, pero extendida en tantos lugares del planeta, no supera los 16 cm de longitud, parecen unas pelotitas emplumadas cuando están bien alimentados y por su pequeña dimensión puedes confundirte y pensar que un pardal adulto es apenas un bebe gorrión.

Así que atiende a las siguientes diferencias que a continuación te detallamos para que puedas identificar con claridad la edad de estas aves.

Rasgos característicos de un gorrión o pardal adulto 

Los machos en su edad adulta se destacan por su robustez y el volumen de su cuerpo, poseen un pico bien fuerte, que en periodo de reproducción se torna negro. El pico de las hembras es siempre grisáceo.

El plumaje de los pardales adultos es de tonos pardos y grisáceos en el obispillo, vientre, pecho y la parte dorsal, mostrando en esta última también listones negros que le adornan, aunque en tiempos de apareamiento se torna rojizo.

El píleo de los machos es de color gris mientras que en las hembras luce marrón. Estas tienen un pico de color gris en el extremo y amarillo hacia la base. Mientras que el macho tiene un babero oscuro que se extiende más durante la etapa reproductiva, La hembra no tiene babero.

Como se comporta un gorrión adulto

El comportamiento del pardal adulto

El gorrión o pardal adulto es bastante independiente. Desde que un ave de este tipo tiene entre seis y siete semanas, se desenvuelven perfectamente volando, mostrando habilidades para desplazarse por el aire con gran vigor.

Cómo saber la edad de un gorrión bebe

Los gorriones bebés dependen de sus madres en las primeras dos semanas de vida, cuando su alimentación, la protección y el calor corporal está sujeta a los cuidados que esta les puede proporcionar. El padre también contribuye a esos cuidados de la cría, y tales mimos se extienden hasta las seis semanas posteriores a su nacimiento.

Otros rasgos propios del gorrión bebé

No solo pueden identificarse a estos pequeños polluelos por su dependencia de los padres, pues si, por ejemplo, si te consiguieras con uno que anda solo, no podrás percatarte de ese vínculo.

Sin embargo, seguro le notarás lamentarse por la ausencia de su madre especialmente, ya que por sí solo lo más probable es que no logre dar cobertura a esas necesidades de subsistencia básicas. Si te topas con uno mira a ver si cerca hay un nido, porque seguramente se ha caído de este, o alguno de sus hermanitos lo echó de ese refugio sin poder el pobre gorrión pichón maniobrar para evitar llegar al suelo.

Además, físicamente notarás que esa pequeña ave prácticamente no tiene plumas, solo los pichones, cerca de los 10 días de nacido muestran un plumaje parcial, con el cual hacen sus primeros intentos de volar. Es a la tercera semana cuando alzan el vuelo, todavía con algo de torpeza, pero al menos pueden elevarse si tuvieran que hacerlo.

Gorrion bebe ¿Como se comporta?

Algunas dificultades para identificar la edad de un gorrión

Ya tienes entonces elementos claros que puedes tomar en cuenta para averiguar la edad de un gorrión adulto o bebé. No obstante, recuerda que esto es en condiciones normales, pues si te consigues, por ejemplo, con un ave enferma o herida, quizás debas primero atender a su salud para corroborar su tiempo de vida.

Dale cariño, cura sus heridas y aliméntale con alpiste o cereales, además de agua. Pronto podrás ver si es capaz de alzar su vuelo, si su plumaje se torna voluminoso y de colores pardos o rojizos, y su pico lo usa con fuerza para comer y cantar. De ser así, ya sabes que estás ante un pardal adulto.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.